VIDA EN MEDIO DE LA MUERTE

(TEXTO: JUAN 4: 43-54) Una de las cosas que más genera incertidumbre en el corazón de los padres es saber que su hijo está enfermo, peor aún cuando la enfermedad amenaza con la muerte.
Veamos cómo encontrar vida en medio de la muerte:

BUSCÓ A JESÚS V.46-49
Este oficial le servía al imperio romano, y era inusual que alguien tan importante se acercara a un carpintero como Jesús para pedirle ayuda. Pero las cosas no le salieron como esperaba,. Jesús lo confronta con una pregunta ¿si no ven señales y prodigios no creerán? Preparándolo así para algo más grande

OBEDECIÓ A JESÚS V.50-52
Jesús no le prometió descender con él hasta su casa, sino que le dio una simple orden “Ve, que tu hijo vive”. Esta es una puesta en prueba de la fe y la paciencia del oficial; es en el proceso de creer y obedecer la Palabra de Jesús donde se desarrolla la fe y se gestan los más grandes milagros de parte de Dios para nosotros.

CREYÓ EN JESÚS V.53-54
Ahora ocurre un milagro más grande y trascendente que la sanidad de su hijo a partir de la hora en que Jesús dio la Palabra, la salvación de toda su casa que al igual que el muchacho estaban muertos, no físicamente sino espiritualmente.

Dios no actúa conforme a nuestros caprichos sino de acuerdo a nuestra fe y a la obediencia que le brindemos a su Palabra. aún si no responde de acuerdo a lo que hemos pedido, Él siempre tiene un mejor plan para nosotros.
En medio de la muerte si creemos en Jesús Él nos dará vida.

Dios les bendiga, Pastora Mercy Puerto